Las mejores heladerías de Barcelona| Restaurantes enBarcelona| Guía del Ocio y Cultura de Barcelona

Las mejores heladerías de Barcelona

Del helado más tradicional a auténticas obras de arte hechas para ser disfrutadas, Barcelona acoge algunas de las heladerías más deliciosas.

Llega el verano y con él las recomendaciones de todos los años: protégete del sol, bebe agua, toma cosas fresquitas... Y como no tenemos excusas porque la operación bikini ha sido un completo fracaso nos vamos a por el dulce: ¡Helados! Y, ¿lo mejor? La variedad de sabores, formas, tamaños y toppings que podemos encontrar en Barcelona. 

 

Texto: Virginia Antonín 

 

 

 

1. Eyescream and Friends

 

Esta es una de las heladerías más peculiares de Barcelona. Abierta por Joad López y Federico Mendoza, importan helado taiwanés denominado shaved ice cream (helado raspado). Su textura y su aspecto no tiene nada que ver con lo que estamos acostumbrados. Pero, si algo tiene de mágico Eyescream and Friends es su manera de servir los helados. En una bandejita, con forma de fantasma, con ojos y con dos toppings a elegir.

 

Encuéntralos en: Passeig de Joan de Borbó 30, Barcelona

 

 

2. Amorino

 

Sus padres son italianos, y con eso lo decimos todo. Amorino nació en 2002 y los helados se elaboran con productos de la tierra. Tienen un estilo muy innovador que juega con la conservación de la pureza de los ingredientes.

 

Tienen tiendas por todo el mundo, desde Nueva York hasta China. Por eso, las colas en sus establecimientos son todo un clásico. Pero la espera, vale la pena.

 

Encuéntralos en: Carrer de Portaferrissa 7, Barcelona.

 

 

3. Vioko

 

Ellos mismos lo dicen, no sólo venden helados. También la experiencia. Vioko gusta por varios motivos: en primer lugar, por tener una tienda muy bonita; en segundo lugar, por ofrecer unos productos riquísimos; y, por último, porque todo el mundo desea volver.

 

Los helados, la pastelería y los chocolates de Vioko destacan por la calidad de los productos. Pistachos de Irán, chocolate belga, flores francesas, avellanas del Piamonte italiano… Todo de la mano de la chef pastelera Lucila Baiardi, que logra transformarlo todo en una auténtica delicia.

 

Encuéntralos en: Passeig de Joan Borbó 55, Barcelona.

 

 

4. DelaCrem

 

Siguen las normas de repostería y helados de una forma muy estricta. Sus pilares son la producción diaria y rigurosa de la selección de los ingredientes que garantizan la máxima calidad del producto final. Unos helados artesanales que llevan el sello de Massimo Pignata.

 

Las variedades de sabores que ofrece DelaCrem dependen de la temporada por lo que, normalmente, se pueden encontrar unos 15 sabores diarios. Entre los más famosos: el de cereza y el de pistacho.

 

Encuéntralos en: Carrer Enrique Granados 15-17, Barcelona.

 

 

5. Gelaaati! Di Marco

 

Para ellos un buen helado es sinónimo de sabor, aroma, frescura, cremosidad, dulzura y, sobre todo, aspecto visual. Su trabajo y control de los productos garantizan que sólo hay un 6% de grasa en ellos procedente de la leche, la nata, la yema de huevo, el cacao, los frutos secos, etc.

 

El secreto de Gelaaati! Di Marco consiste en investigar los ingredientes de fabricación simple y tradicional, como se hacía antes. Todo sin aditivos, ni colorantes. Tal y como ellos mismos se describen: sus helados son frescos y sanos.

 

Encuéntralos en: Carrer Llibreteria 7, Barcelona